domingo, 21 de mayo de 2017

ANA, de Roberto Santiago



DATOS TÉCNICOS:

Título: ANA
Autor: Roberto Santiago
Editorial: Planeta
ISBN: 978-84-08-16658-0
Páginas: 864
Colección: Autores Españoles e Iberoamericanos
Presentación: Tapa dura con sobrecubierta





Cuando Carmina y yo empezamos a pergeñar la Yincana Criminal, enseguida nos dimos cuenta que la mejor manera de abordarla era mediante las Lecturas Simultáneas. También fuimos conscientes de que se convertiría en un reto más dentro de un reto mayor, porque para ello teníamos que proveernos de lecturas interesantes para tener al personal contento. Eso sí, como contamos con nuestra propia “lectora cero”, Montse, en muchas ocasiones hemos ido sobre seguro, apostando a caballo ganador. 

Y esta novela, Ana, podría decirse que se ha llevado el premio junto con alguna otra. No podía ser mejor, ni más adecuada, ni más impactante… pero como me puedo pasar el día adjetivándola y no llegar a ningún sitio, casi mejor que empiece a reseñar para intentar convencer a quien no la haya leído para que vaya corriendo a la librería y así empezar a hacerlo cuanto antes y a quienes lo hayan hecho, para ver si estamos de acuerdo o no, aunque me extrañaría mucho que no coincidiciesen en mis apreciaciones. ¿Lo intentamos?.


EL AUTOR:

Datos facilitados por el autor en:
https://www.facebook.com/roberto.santiago.escritor/

Roberto Santiago es novelista, director de cine, guionista y dramaturgo.

Ha dirigido y escrito una decena de películas, entre las que destacan El penalti más largo del mundo (por la que estuvo nominado al Goya al mejor guión); El Club de los Suicidas (basada en la novela de Robert Louis Stevenson); El Sueño de Iván (película apadrinada por Unicef por sus valores con la infancia); o más recientemente la cinta underground de terror La Cosecha (ganadora de varios premios en festivales internacionales de género).

En el teatro, debutó con la obra Share 38 (galardonada con el Premio Enrique Llovet). Después ha escrito las adaptaciones de El otro lado de la cama, Perversiones Sexuales en Chicago, Más apellidos vascos, Topos o El lunar de Lady Chatterley (esta última a partir de la novela El Amante de Lady Chatterley). 

Como escritor de novelas juveniles e infantiles, lleva más de treinta títulos publicados. Entre ellos, Prohibido tener 14 años o Jon y la Máquina del miedo (ambas en la editorial Edebè); y también El ladrón de mentiras, El sueño de Iván (novela que luego él mismo llevaría al cine).

Su colección de novelas Los Futbolísimos publicada por la editorial SM lleva más de un millón de libros vendidos en España y se ha traducido a varios idiomas. También es autor de la colección de aventuras Los forasteros del tiempo. 

Ana es su primera novela para adultos, un thiller judicial publicado por la editorial Planeta.


SINOPSIS:

Años atrás, Ana Tramel fue una brillante penalista a la que se disputaban los mejores despachos. Un oscuro suceso en su pasado cambió su vida y ahora pasa sus días entre recursos administrativos en un mediocre bufete, ahogándose en un vaso de whisky. Pero su vida da un vuelco cuando su hermano Alejandro, con el que no habla desde hace cinco años, la llama angustiado. Ha sido detenido por el asesinato del director del Casino Gran Castilla.

Ana pide ayuda a su jefa y vieja amiga, Concha. Necesita la estructura y recursos del despacho para llevar adelante una defensa en la que tiene prácticamente todo en contra. Acompañada de un peculiar equipo (un viejo investigador, una abogada novel y un becario ludópata) se enfrentará a las grandes empresas del juego.

Ana, un thriller absorbente protagonizado por una mujer inteligente pero acabada, brillante pero autodestructiva, única.

Un oscuro asesinato.
Una protagonista que dejará huella.
Una batalla que todos dan por perdida.
Un thriller que no podrás olvidar.


IMPRESIONES:

El pasado 25 de marzo me levanté con un rebote del quince. Tenía que leerme esta novela y no tenía tiempo material para ello. Sus 864 páginas no las iba a leer en un rato y me agobiaba. Así que reuní a las cuatro pendras con las que comparto mi existencia y les dije:

- Chicos: este fin de semana buscaros la vida, que a mi me ha surgido una urgencia.

- ¿Te pasa algo mamá? -contestó uno de mis hijos- porque de ser algo serio, habrías montado un número y, sin embargo, estás muy comedida.

- Una tragedia, hijo, una tragedia. Me tengo que leer un libro y solo puedo hacerlo en dos días, porque el lunes voy a asistir a un encuentro con el autor y quiero llevar los deberes hechos. 

- ¿Y dónde está el problema? ¿Cuántos libros te has leído de una sentada para que este te agobie?

- ¿De 864 páginas? No me consta ninguno. ¡Mira, ponte a ver qué hacéis para comer, que tú lo que quieres es liarme!

Y surgió el milagro. Y aunque me miraban como si me faltasen mareas, se hizo el silencio y pude ponerme a leer tranquila. Eso si, cuando en la madrugada del lunes concluí la lectura, decidí que esto no iba a quedar así, porque había sufrido daños irreparables y que acudiría al encuentro con Roberto Santiago, si, ¡pero de espía infiltrado!.


DENUNCIANDO A ROBERTO SANTIGO:

Recogidas las pruebas en forma de archivo de voz en el encuentro bloguero mencionado y que adjuntaría a mi propio testimonio, presentamos la demanda en los Juzgados de la Plaza Castilla, en Madrid. Si, Roberto Santiago, yo también me presenté allí junto a otra bloguera -que después conocerías como testigo- porque yo no tengo los medios que otr@s tienen como para ir acompañada del brazo de Eme... ¡que la vida de una bloguera no da para tanto! Y sentí lo mismito que Ana Tramel en aquel Registro de los juzgados madrileños.

Pero no vayáis a pensar que fue fácil construir la denuncia. Cuando una es lega en la materia, poner en marcha este tipo de procesos puede arruinarte tanto en lo físico, como en lo moral y material. Para que os hagáis una idea, los más prestigiosos bufetes madrileños se negaron a ayudarme, por lo que tuve que recurrir a una amiga de la hija del portero de mi finca, recién salida de la facultad, para que me asesorase. Y junto con la bloguera que mencioné anteriormente, nos fuimos las tres al Brico Depôt de Majadahonda a comprar un tablero y cuatro patas que adosamos a la pared de lo que antes fue la terraza de mi casa, hasta su cerramiento, y convertirla así en improvisada oficina (¿ves tú?, también ahí Ana Tramel me llevaba ventaja, porque ella pudo usar el salón de su casa enterito). Luego desplegamos todos los medios a nuestro alcance: ordenadores portátiles, IPhone's, móviles, un calendario de los bomberos de Bilbao (para que no se nos pasasen los plazos), unos folios y una impresora sin toner, que la cosa no estaba para dilapidar en gastos superfluos, pero que quedaba muy profesional.


JUICIO PÚBLICO CONTRA ROBERTO SANTIGO:

El juicio iba a ser con jurado y eso nos produjo una gran alegría, porque si con un poco de suerte conseguíamos que en ese grupo de nueve hombres y mujeres hubiese unos cuantos trogloditas, de los que no cogen un libro ni por equivocación, la suerte nos acompañaría en el proceso. Pudimos recusar a unos cuantos, los que nos correspondían legalmente y, lo que es más importante, conseguimos que no se notase quienes eran nuestros preferidos para que no los recusase la parte contraria.
Y comenzó la fiesta, el momento para el que me estuve preparando durante meses. Y es así como pude explicar al juez y a los allí reunidos el objeto de mi denuncia:

Se me pasaron las horas, señoría, como nunca me había ocurrido. Ni siquiera me percaté de cómo la mañana daba paso a la tarde para llevarme en volandas a la noche. Paraba a ratos, es verdad, para comer un bocadillo a mediodía o un sandwich por la noche porque si lo hacía de otra manera, más convencional, podía perder unos minutos que me resultaban vitales. ¿Y se puede creer que me dieron las luces del alba del domingo y seguía leyendo? Pues si, señoría. Y al día siguiente, igual. Era imposible dejar de leer, porque cuando parecía que la historia entraba en un momento valle, que las cosas se iban encauzando, un giro inesperado me dejaba sin aliento de nuevo. Y siempre iban a más. Porque otra cosa no será, señoría, pero Roberto Santiago es como si se regodease a costa mía. Por eso me he tomado esto como algo personal, porque no es que yo lo diga, ya que no entiendo mucho de motivaciones psicológicas, pero no deberían descartar que a este escritor le mirase un psiquiatra de lo suyo, porque tiene algo de masoquista, que ese querer hacer daño al lector a base de tenerle en ascuas no puede ser bueno. Ni para la humanidad, así, en general. De hecho, creo que a este libro, en vez de llevar ese fajín tan clásico que le acompaña, deberían imprimirle en la portada uno de esos anuncios que llevan los paquetes de tabaco, tipo: "Leer esta novela provoca insomnio" o "Llevar este libro en el bolso produce dolor cervical".

Por poner un ejemplo le dije al juez que Roberto Santiago había creado un personaje magistral, indeleble, que pocos especialistas en novela judicial podrían superar. Él me miraba como si estuviese majara y los del jurado, hasta a los que me constaba que caía bien, estaban desconcertados. Me preguntó entonces, ¿realmente esa afirmación tiene importancia? ¿Guarda alguna relación con sus pretensiones de justicia? Pues mire, sí, señoría, respondí muy indignada. Y continué, claro, porque nunca me había visto en una situación semejante e hice mío aquello de "este es mi momento": Resulta que Ana Tramel, la protagonista, se considera a sí misma una encajadora. Y con ese término el acusado vuelve a meternos el gusanillo en el cuerpo, como si no fuese complicado entenderla ya de por si, con ese cúmulo de adicciones que arrastra la pobre desde hace años y de las que nos hace partícipes desde las primeras páginas. Queremos saber de dónde viene la idea y, aunque en principio me quedé un poco ojiplática cuando me enteré, que resulta que la recogió de la película Rocky que visionó cuando tenía doce años (que anda que se buscó una medio decente que tuviese que ver con su profesión, como hacen los abogados íntegros, tipo Matar a un ruiseñor, en la que coinciden la mayoría...), pues no. La señora le explica en un aparte a la jueza que instruye la causa que ese concepto lo vió clarísimo y lo extrapoló a su personalidad precisamente porque al igual que el púgil, ella no se sentía una ganadora nata, sino alguien capaz de aguantar y soportar cualquier golpe que le viniese y seguir levantada, esperando el siguiente.

También los secundarios son de traca, señoría, no es que le hable únicamente de Concha, la íntima amiga de la protagonista, la que la sacó del negro pozo en el que se había metido años atrás, ofreciéndole un empleo en su no tan boyante despacho donde solventaba multas y recursos administrativos , pero que le permitía sobrellevar una vida hecha a su medida, la que había elegido volcada en una espiral de adicciones. De la noche a la mañana Ana Tramel consiguió montar un bufete en su propia casa con los restos del naufragio del que anteriormente tuvo su amiga, con el firme propósito de partir de cero, sin sueldo, sin seguro y con una querella por delante difícil de salir airosa. Un equipo de fracasados dispuestos a querellarse contra toda una corporación con recursos ilimitados. David versus Goliat: Ronda, la ingeniosa secretaria se presentó sin ser llamada y la convenció de que la necesitaba, junto con Gerardo, el de las corbatas imposibles, un ludópata desafortunado para más inri y Sofía, un diamante en bruto al que habría que pulir, pero novel a fin de cuentas, abogados inexpertos con la ilusión de recibir un curso acelerado de picapleitos de campanillas. Se convirtieron en socios de la titular con un futuro incierto, dado que había poco o nada que repartir y mucho que perder. Eme, el investigador que siempre había colaborado con Ana en sus días de gloria, era harina de otro costal, pero eso ya se iría resolviendo.

Gracias a ellos, conocemos otras facetas de esta abogada poliédrica que tan pronto se convierte en un arma de destrucción masiva en los juzgados, como en una persona sensible, capaz de entender las debilidades humanas como nadie, que esconde bajo una aparente brusquedad una sensibilidad a flor de piel. Lo dije en el encuentro bloguero y lo repito ahora: me quedo con la Tramel doméstica, la que es capaz de acoger en su seno a su cuñada y sobrino sin cuestionarse nada, incluso a la que recoge al calavera de su exmarido, sabiendo que tiene alma de escorpión y como tal, es capaz de morir matando. La que ve como Gerardo se empieza a desviar coqueteando con el juego y no duda en meterse en la boca del lobo para rescatarle. La que entiende que la lealtad es esa rara avis de la que todos hablan pero que solo unos pocos saben mantener. 

Porque el acusado, señoría, no ha querido declarar y todos sabemos que es porque luce el distintivo de la culpabilidad marcado en la mirada; por eso, se ha atrevido a escribir esta novela con un lenguaje sencillo, pero brillante cuando la ocasión lo requería. Porque incluso cuando utiliza términos jurídicos, teniendo en cuenta que la jerga que ustedes usan es de natural incomprensible para quienes no la practicamos, resultaba de una simplicidad pasmosa de cara al lector. Y en primera persona. ¡Una novela de más de ochocientas páginas en primera persona! ¡Noventa y un capítulos repartidos en cinco partes! De locos, se lo aseguro. ¿Se puede ser más osado? No he visto nada igual, si me lo cuentan no me lo creo. Por eso tengo que decirlo, porque quizás a muchos esto les resulte irrelevante, pero a mi me ha resultado impresionante. De ese modo el autor nos ha permitido adentrarnos en la psique de esta mujer, ver el mundo como ella y entenderla. 

Gracias a esta fórmula lo mismo descubrimos las entrañas de la industria del juego, a la que pondrá en jaque, que los recovecos de la justicia. Ana Tramel lo mismo nos mete en una timba en La Finca o en el casino Gran Castilla que nos lleva de la mano a los distintos juzgados en donde lo mismo defiende a su amiga Concha en un caso de violencia de género, en el que lucha por la custodia de las hijas del matrimonio llegando a extremos sobrecogedores por la manera tan realista en que está enfocado el proceso, que al que ha motivado esta historia.

He de decir que la bloguera que también acudió a declarar en contra de Roberto Santiago, rubia y del Atleti, para más señas, corroboró mis palabras. No en vano, fue ella la primera que me habló de esta novela y me instó a que debíamos leerla en la #YincanaCriminal2017. Y como no podía ser de otra manera, ella también se sintió perjudicada tras la lectura de esta novela que tiene mucho de denuncia social y contó en la Sala el modo en que el autor había sabido conjugar una crónica judicial con el entretenimiento puro y duro y de cómo el acusado sacó a pasear todas las debilidades humanas sin escamotear esfuerzos. Su discurso fue sublime, hasta tal punto que se notaba en las caras del jurado que se los había llevado de calle... y eso que ni les amenazó ni nada (que yo sepa).


LA SENTENCIA:
 
La sentencia, ajustada a derecho, acaba de salir hoy, ya que el juez, sensibilizado con los plazos impuestos por la Yincana Criminal, ha tenido a bien darme esa satisfacción. Resumiendo, os diré que el acusado ha sido condenado a escribir una nueva novela teniendo a Ana Tramel como protagonista, quien tendrá que ejercer de nuevo como abogada. El plazo para su publicación (incluídas correcciones) será como máximo de dos años (si al cabo del primero, el autor no justifica con parte del manuscrito que está volcado en ella, lo hará bajo la vía del arresto domiciliario); asimismo, la editorial como responsable subsidiaria, se verá obligada a poner en marcha su materialización inexcusable como serie televisiva.



CONCLUSIONES:

Si alguna vez te surge la duda de qué es un bestsellers y tienes esta novela a mano, te diría que Ana lo es en el más amplio sentido de la palabra. Y en el mejor. También te digo que yo no tengo nada en contra de ellos. Me gusta leer para entretenerme, independientemente de que lo hagan a la vez millones de personas. Es más, me encantaría que Roberto Santiago consiguiese vender millones de ejemplares, porque se lo merece, porque me ha brindado unas horas de lectura impagables, porque me ha hecho preocuparme realmente por la protagonista de esta novela, Ana Tramel, como hacía tiempo que no me pasaba el creer que un personaje de ficción podía convertirse en carne y alma. Porque aunque suene raro, prácticamente me la he leído en dos tirones (atracones, para ser más exacta) durante el fin de semana que estuvo en mis manos. No podía despegarme del libro. Literalmente. Y eso hay decirlo y hay que premiarlo. Siempre.





Esta reseña participa en la Yincana Criminal en el apartado “La acción transcurre en una gran ciudad". 

jueves, 18 de mayo de 2017

PRESENTACIÓN DE "RECORDARÁN TU NOMBRE", DE LORENZO SILVA, EN MADRID

Anteayer, 16 de mayo, la ciudad de Madrid se vistió de gala para dar la bienvenida a un libro, Recordarán tu nombre, de Lorenzo Silva, que colmará las expectativas no solo de los lectores más exigentes, sino de cualquier persona sensibilizada con la historia reciente de este país nuestro tan peculiar. El mismo que tan pronto es capaz de crear ídolos de barro como silenciar, bajo el manto de la indeferencia, a aquellos que han dado su vida para allanarnos el camino.

El lugar elegido era la Sala de Ámbito Cultural, de El Corte Inglés, en la madrileña calle Preciados a la altura de Callao. La cita: las siete de la tarde.

Llegué media hora antes, nerviosa y expectante porque siempre es un lujo asistir a un evento de este calado y más cuando el protagonista es alguien a quien admiras tanto en su faceta literaria como personal. Allí me esperaba Edu, administrador del blog Algunos libros buenos, con el que disfruté de una tarde tan emotiva como memorable.

Hizo de maestro de ceremonias Ramón Pernas López, Director de Ámbito Cultural quien, después de agradecer al resto de los componentes de la mesa su asistencia, enseguida dió paso a Emil Rosales, editor de Destino, quien nos habló del arduo trabajo que llevó aparejado el sacar adelante este libro. Porque Recordarán tu nombre no es una novela al uso: ni siquiera es ficción. Entre sus páginas encontraremos fragmentos de otros libros, imprescindibles para entender la historia; e-mails, fotografías, etc. y la editoral ha respetado hasta sus últimas consecuencias los derechos de autor de cada uno de los mencionados. Lógicamente, de todo esto te darás cuenta a medida que vayas adentrándote en sus páginas y lo agradecerás como un regalo. 


El momento más impactante del acto se produjo con la intervención de José Antonio Cobreros Aranguren, nieto del general. Embargado por la emoción y el agradecimiento más absoluto hacia Lorenzo Silva por este ejercicio de justicia poética que representa el exquisito trabajo de búsqueda, compilación y documentación para que este libro viese la luz y lo haga cargado de respeto y sensibilidad, nos contó la adversidad por la que pasó su familia tras el fusilamiento de su abuelo. De cómo su mujer, que tuvo que ver como cuatro de sus hijos fallecieron igualmente con poco más de treinta años, tuvo que hacerse cargo del resto de hijos y nietos. Nunca pudo desprenderse del halo de tristeza que sus ojos reflejaban, pero del mismo modo, nunca se refugió en el rencor, sino que siempre se mantuvo en el respeto y el amor que su esposo mantuvo por la Guardia Civil y a un país que los había condenado al ostracismo. Habló de otros detalles, como de título de la "novela" en sí, que para él no es más que el deseo implícito del autor, se quitó méritos en lo referente a todo lo que tanto él como su familia han aportado al autor y tanto a mi, como imagino que al resto de los asistentes en el evento, se nos hizo un nudo en la garganta y no pudimos reprimir las lágrimas. Y estas iban a más si te fijabas en la actitud de la mesa en general y en Silva en particular, por la ternura que se apreciaba en sus gestos, en su mirada, ante el discurso de este hombre, que, como su antepasado -quizás porque hay formas de ser que se transmiten de generación en generación- nos dió una lección de vida.

A continuación tomó la palabra el célebre poeta y escritor Andrés Trapiello, que reincidía en esto de dar a conocer la obra de un amigo. Su discurso fue fantástico, ya que analizó en profundidad el contenido del libro para presentárselo al numeroso público asistente. De un libro del que no se podía hacer spoilers, porque ya la historia se había ocupado de ofrecernos el fatal desenlace del protagonista, pero que evidencia a la perfección la verdadera historia de un hombre notable -José Aranguren- y uno de los momentos más memorables y funestos de la historia española: la sublevación militar en Barcelona, el 19 de julio de 1936 y de cómo el general Goded, antiguo camarada en la Guerra de África, se enfrentó a nuestro protagonista porque el primero intentó convencer al segundo para que colaborase con el alzamiento militar y de cómo se negó Aranguren, máximo responsable de la Guardia Civil en Cataluña, que siempre se ciñó a su juramento de defender a la República. 

Explicó que este libro se ha publicado en el momento oportuno, porque aunque dicen que la historia la escriben los ganadores, siempre es el tiempo quien da y quita razones. Lorenzo Silva ha necesitado su tiempo y ese es hoy y ahora, justo cuando se ha convertido en el escritor que es, con una "hoja de servicios" intachable, tanto en el terreno literario como en el personal. Una voz más que autorizada en todos los sentidos porque Recordarán tu nombre está escrito desde la objetividad más categórica, porque se ha alimentado, únicamente, de aquello que está contrastado y testimoniado.

Cuando Lorenzo Silva tomó la palabra, la emoción afloró por su garganta, no obstante sus palabras fueron determinantes. Nos habló de de cómo había enfocado la construcción de esta historia, en la que no hay ni un solo personaje de ficción pero en la que cobran vida incluso sus abuelos. Porque esta historia parecía haber estado presente toda su vida sin él saberlo, porque es su relato más personal. De cómo se topó con la figura del general Aranguren allá por 2008 cuando se estaba documentando para un libro sobre la Guardia Civil y reparó en su figura. Y siguió cruzándose en su camino, hasta que su biznieto, Lorenzo Rubio se puso en contacto con él vía e-mail tras ver una alusión a su antepasado en su novela La marca del meridiano. Le habló en él de algunas coincidencias entre ambos: los dos se llamaban igual; nacieron el mismo año y ejercieron la misma profesión que, aunque el escritor ya no la desempeña, le ha forjado profesionalmente. Y cuando Silva le informó de su intención de escribir sobre su bisabuelo, éste le puso en contacto con José Antonio Cobreros Aranguren, por ser el que entendía era el depositario de la memoria familiar.

El tiempo corría y yo quería apresarlo, que no se me escapara porque cada detalle que el autor ofrecía no solo era instructivo en toda la extensión de la palabra, sino una ocasión única de asistir a una clase magistral. Hubo un momento dado en que Silva reparó en que le hubiese gustado tener presente en la mesa algo personal del general Aranguren, pero que con las prisas de última hora no repararon en ello. Intervino entonces Lorenzo Rubio, para decir que portaba con él el fajín de su antepasado y el crucifijo que llevaba en el momento de su fusilamiento, único efecto personal que devolvieron a la familia y se acercó a depositarlo para que todos pudiésemos observarlo.


El momento culminante de su intervención fue cuando se refirió al proceso judicial al que sometieron a Aranguren. Un juicio al que tachó de deleznable en forma y fondo tras leerse el sumario.

En fin, podría alargarme durante horas contando cada detalle; sin embargo, no quiero extenderme, sino animaros a que leáis Recordarán tu nombre, porque yo lo estoy haciendo y estoy francamente impresionada.

domingo, 14 de mayo de 2017

TRES MINUTOS DE COLOR, de Pere Cervantes



DATOS TÉCNICOS:

Título: TRES MINUTOS DE COLOR
Autor: Pere Cervantes
Editorial: Alrevés
ISBN: 978-84-16328-90-1
Páginas: 360
Presentación: Rústica con solapa






Corría el mes de mayo del pasado año cuando Carmina me propuso leer juntas La mirada de Chapman, última novela de Pere Cervantes hasta el momento. Y un mes después, cuando tuve el enorme placer de conocerla personalmente, me regaló la anterior: No nos dejan ser niños, que todavía no he leído, pero que espero hacerlo a lo largo de estos meses.

Quedé tan satisfecha con la lectura que cuando estábamos pergeñando los pormenores de la Yincana Criminal y me comentó que el autor iba a publicar la siguiente poco antes comenzar a reseñar l@s yincaner@s, supe de inmediato que esta novela tenía que tener un espacio fundamental dentro de la iniciativa. También me comentó Carmina que en el libro se trataba un aspecto –el paranormal- que quizás no nos encajase demasiado en el marco en el que se encuadraba este proyecto, pero, sinceramente, nos dio igual, teníamos muy claro que Pere Cervantes se merecía como autor cualquier cosa que pudiésemos hacer y, teniendo en cuenta que había una trama no solo policíaca, sino que estábamos hablando de novela negra, pura y dura, los prejuicios los íbamos a dejar aparcados, porque estábamos convencidas que las satisfacciones estaban aseguradas. Y así ha sido.


Comenzamos la Lectura Simultánea el 15 de febrero y, desde el primer momento, pude constatar que a todas las participantes nos estaba enamorando la trama. A medida que se sucedían los días todos los tuits eran positivísimos, el autor estaba calando hondo y estábamos disfrutando un montón de la historia. Se abrieron debates, algunos de los cuales no pudimos continuar por no destripar más de la cuenta, por lo que para resumir solo os puedo asegurar que la LS fue todo un éxito.




EL AUTOR:
(Datos extraídos de la solapa del libro)


Pere Cervantes nació en Barcelona en 1971 y se crió a caballo entre Poble- Sec y el barrio marinero de La Barceloneta. Tras veinticinco años pateando las calles de este país con una placa en su bolsillo y un arma de fuego en su cintura (prefiere no imitar al inspector Méndez, de González Ledesma), afirma disponer de una mirada en modo grabación que le sirve de primera mano para crear sus novelas. En su paso por los Balcanes como miembro de las Naciones Unidas, aprendió que la hostilidad, al margen de etnias y religiones, suele atemperarse con la lectura.

Esta es su tercera novela policíaca después de haber publicado No nos dejan ser niños y La mirada de Chapman, ambas con Ediciones B.

Desde el año 2016 es colaborador habitual de la Cadena SER (SER cat), en "3-14-16: La nit que no s'acaba", y coguionista del largomentraje La soledad de las ballenas, del director de cine Rodolfo Carnevale, en la actualidad en fase de preproducción en Argentina.


SINOPSIS:

 
Comencé a leer esta novela sin haberme leído la contraportada. Simplemente, lo único que sabía de ella era que se trataba de género negro y que en ella se simultaneaban algunos casos de ECM (experiencia cercana a la muerte). No obstante, para los más curiosos, os transcribo la sinopsis facilitada por la editorial:

En Tres minutos de color la estéril lucha contra el tiempo y la muerte cobra un significado muy distinto.

Coque Brox es un inspector de policía de mediana edad, separado, parco en palabras, amante de todo aquello que conserve su esencia y acromatópsico, o lo que es lo mismo, percibe la vida en blanco y negro. Herido de por vida tras sufrir una pérdida irreparable, solo le alienta la lucha por recuperar el cariño de su hija adolescente.

En una Barcelona en caída libre, cuyos locales de diseño no logran acallar la apremiante nostalgia de sus habitantes, Brox investigará la violenta desaparición de Palma, amigo y compañero de profesión. Durante el tiempo que duren las pesquisas tendrá que mantener engañado a suspicaz comisario que no lo quiere en la investigación, sufrirá los persistentes intentos de suicidio de su exmujer y conocerá, muy de cerca, que es un ECM. Lejos de las clásicas novelas de procedimiento policial, el inspector Brox se verá obligado a visitar un terreno verdaderamente desconocido para él y para el resto de los mortales. Lo que un descreído como él nunca imaginaría es que hay lugares sobrenaturales que albergan la verdad, aunque el camino que conduce a ellos todavía siga siendo un misterio.

Tres minutos de color explora una cuestión para todos inevitable: ¿Que hay después de la muerte? No es una novela escrita solo para que te guste, lo es para que te estremezca, te haga dudar y reflexiones.



IMPRESIONES:

Y ahora me encuentro aquí, intentando convencerte para que leas esta novela porque, posiblemente, sea lo mejor que hagas en mucho tiempo.

Tres minutos de color se divide en tres partes, pero no es una novela al uso que siga las pautas de la introducción, nudo y desenlace. No… Tres minutos de color son tres maneras de sentir la vida a través de un personaje que te dejará una huella imborrable, si bien es cierto que en pocas novelas, como en esta, serás tan consciente del arduo y también delicado trabajo de documentación que hay detrás, de lo complicado que ha tenido que ser convertir lo imposible en metáfora, de que cada frase sonase a poesía, de que cada sensación percibida te guiase a una promesa de integridad, porque cualquier  momento vivido en la novela era un paso más que te acercaba a la consecución de una ilusión.

Porque en Tres minutos de color es la vida la que se te escapa en cada gesto, porque nadie puede tolerar una carga tan pesada como la que acarrea el protagonista, ni su entorno. Luchar cada día contra el recuerdo y la nostalgia por el hijo que perdió, por el amor de su vida que se escapó en un mar de reproches al no saber poner fin a determinadas situaciones o que precisamente ese amor tenga tendencias suicidas y a una hija adolescente con la que es imposible comunicarse porque ha perdido la confianza.

Porque en Tres minutos de color es la muerte la que tiñe de negro lo que debería pigmentarse de luz. Y es a través de ella como asistimos a una lección de vida. ¿Te has preguntado alguna vez qué hay después de la muerte? Si no lo has hecho nunca, que me extraña, con esta novela incluso encontrarás respuestas, pues hay personas que han vuelto del más allá, que han pasado por una ECM (experiencia cercana a la muerte) y lo han contado. Pero no te asustes, cuando hablaba de delicadeza, me refería a estas situaciones. No encontrarás morbo, pero sí un cúmulo de estímulos que te llevarán a la reflexión, a la incertidumbre y a la conmoción si me apuras. Y lo disfrutarás, te lo aseguro.

Porque en Tres minutos de color hay que dejarse llevar hasta sus últimas páginas para entender, conocer, agradecer e incluso soñar para darte cuenta al cerrar el libro que has tenido entre tus manos una novela espectacular que, en cierto modo, cambiará tu vida o tus percepciones de alguna manera.




Por eso, te pido tres minutos para que entiendas por qué debes leer esta novela:


UN MINUTO PARA CONOCER:

Si, te bastará un minuto para conocer a un personaje singular con el que empatizarás de inmediato. Entonces, los siguientes, serán una aventura única, porque te involucrará en una historia fascinante. El personaje es Coque Brox, inspector de policía y responsable de la Unidad de Desaparecidos de la Policía Nacional en Barcelona. Y como buen personaje de ficción, bajo una pátina de normalidad Coque oculta un sinfín de secretos. Más de los que cualquiera podría soportar.  Por un lado, es acromatópsico (solo percibe los colores blanco, negro y gris en todas sus tonalidades), una enfermedad que le sobrevino tras un accidente y que está obligado a mantener silenciada, porque le costaría el puesto de trabajo.  Por otro, sobrelleva, como puede, un lastre de aflicción que arrastra desde hace tiempo y que cada vez le resulta más opresivo. Y a ello hay que añadirle la desaparición en extrañas circunstancias de su amigo Palma, que además era compañero de trabajo. Por si fuera poco, tiene que luchar contra los elementos, porque son precisamente sus superiores quienes le tienen prohibido expresamente realizar cualquier pesquisa al respecto, con la excusa de que ya lo están haciendo otros. Para colmo, su temperamento arisco no ayuda mucho a granjearse las simpatías de nadie.

Y es entonces cuando vemos como se conjugan la sempiterna amistad y la lealtad más absoluta a partes iguales. Coque Brox removerá Roma con Santiago, pero encontrará a su amigo -o lo que tenga que encontrar- a costa de lo que sea, ya sea metiéndose en las entrañas de una red corrupta o, como Morfeo, bajando a los infiernos si con ello trae de vuelta la verdad. ¿O es que alguien en su sano juicio pierde la pista de un amigo sin hacer nada al respecto? No, ese código en la amistad no se contempla.

Pero no todo le va a ir mal a nuestro protagonista en esta escalada de desdichas, porque cuenta con dos amigos que le harán más fácil la existencia. Uno es Óliver, con quien comparte piso desde su separación, forense de profesión, su verdadera afición se la proporciona un juego virtual (World of Warcraft) donde se ha convertido en toda una celebridad. La otra es Nadia, una neurocirujana y serán ambos quienes le explicarán y enseñarán como funcionan las ECM tras una serie de vivencias de las que ambos han sido testigos. Luego, o antes, estaría el Aspas, un músico reconvertido en hacker que ha hecho mis delicias y que, precisamente por eso, entiendo que debes conocerlo por ti mismo.



OTRO MINUTO PARA AGRADECER:


Porque Tres minutos de color, imagino, es una novela escrita por un valiente que podía haberse dormido en los laureles, aprovecharse de la fama que se ha ido forjando con sus novelas anteriores gracias a personajes tan sólidos como Roberto Rial y María Medem y recoger los frutos del trabajo bien hecho. Solo era cuestión de aprovechar la coyuntura, porque los lectores, cuando nos convencen, somos especialmente agradecidos y Pere Cervantes se ganó el cielo con La mirada de Chapman, por lo que ya tenía el terreno abonado. Pero no, decidió lanzarse al vacío sin red, ofreciéndonos una novela distinta dentro de un género difícil, el negro, donde todo parecía ya inventado. Y no solo eso, sino que Pere Cervantes nos ha demostrado que se puede innovar, que se puede escribir una novela policíaca y dejarse el alma en ella. Y ese alma tiene un nombre escrito a golpe de anhelo, arrojo y entusiasmo: Tres minutos de color. Por eso hay que pararse un momento y agradecerle a Pere Cervantes que esta novela exista.

Y un valiente solo podía recalar en una editorial concebida por intrépidos capaces de lanzar al mercado aquello en lo que creen. Y creyeron en esta novela como tiempo atrás lo hicieron con otras que muchos como yo solo pudimos descubrir gracias a su buen hacer (La tristeza del samurai y Respirar por la herida, de Víctor del Árbol; o Contra las cuerdas y Cuentas pendientes, de Susana Hernández, por citar solo dos ejemplos de escritores-bandera de Alrevés que han triunfado gracias al buen ojo de esta editorial) y que seguirán haciéndolo, porque basta echar un vistazo para a su web oficial para darse cuenta de los tesoros que acumulan en nómina. Y por eso también hay que pararse otro momento y agradecer a esta editorial su cometido, porque en tiempos de crisis, los tiburones acechan y es muy complicado ser un pececillo nadando contra corriente. 



Y UN TERCER MINUTOS PARA SOÑAR:

Porque Tres minutos de color es una novela atípica, que leerás en bloques: por un lado, en el primero te encontrarás con la típica novela policíaca: Poli busca desaparecido... se encuentra con lo que no quiere y empieza a tirar del hilo. Lo normal en el género.

La segunda parte es absolutamente novedosa: justo aquello que por nada del mundo te imaginarías encontrar en una novela negra te aparece de sopetón. Sin esperártelo. Te quedarás a cuadros y no entenderás nada. Si te vale mi experiencia, yo llegué a tirar el libro contra el sofá, pensando que me habían metido un gol por la escuadra. También es cierto que cinco minutos después volví a retomar la lectura, porque no me podía creer que Pere Cervantes me pudiese defraudar. Y menos mal que lo hice, porque lo que vino después me cautivó. Sin paliativos.

En la tercera parte es donde los elementos narrativos comienzan a acoplarse, cuando todas las pesquisas empiezan a dar frutos y se resuelve la trama. Y tú todavía estarás intentando recobrarte de tantas emociones, pero esa será otra historia.



CONCLUSIONES:
 
Pere Cervantes nos ha regalado una novela llena de matices, un arcoiris de sensaciones donde caben todos los colores del espectro visible. Aquí no hay blancos ni negros, ni siquiera grises. Tres minutos de color es una novela de luces, sin sombras, que te llega a lo más íntimo y que si me apuras, te lleva a reconciliarte con la vida. No puedo explicar las razones, porque sería desvelar una parte importante de la trama que tienes que conocer tú, yo solo puedo decirte que he llegado a reconsiderar mis inclinaciones hasta el punto de que algo tan nimio como unos gustos concretos se hayan convertido en una cuestión de debate familiar y ahora, todos los que me quieren, saben que yo soy mucho de sábados y primavera y no por este orden.

 


Esta reseña participa en la Yincana Criminal en el apartado “Es una novela policíaca".




jueves, 11 de mayo de 2017

ACTUALIZACIÓN YINCANA CRIMINAL - 5ª SEMANA DE ABRIL y 1ª DE MAYO


Nos encontramos en la recta final de la Yincana Criminal y la ilusión con la que la iniciamos permanece intacta. Cada semana nos encontramos con un gran número de reseñas y la necesidad de seguir leyendo, descubriendo y comentando nuevas novelas. Tanto es así, que hemos decidido prorrogar la iniciativa quince días, para aquellos que quieran terminarlo, o intentarlo, que no es poco.

Como la decisión se tomó de manera conjunta entre aquellos que quisieron votar en la encuesta que publicamos en Twitter, la opción que salió ganadora fue, como hemos comentado en el párrafo anterior, que se prorrogase durante quince días, con la salvedad de que durante ese período se podría publicar libremente, sin someterse a días concretos, por lo que podremos rellenar los casilleros a nuestro antojo.

Lo mejor de todo es que creemos que algunos lo vais a terminar en el tiempo acordado y desde aquí os damos las gracias por vuestra participación. A quienes no puedan hacerlo, también os decimos que nos sentimos igualmente satisfechas, porque aquello tan manido de que lo importante es participar, en esta iniciativa cobra una importancia relevante, toda vez que gracias a vuestra participación muchos nos hemos alimentado, hemos descubierto grandes novelas y hemos disfrutado de vuestra experiencia, que es la de todos.

Por ello, ¡gracias, gracias y más gracias! y sigamos dando caña, que si la Yincana Criminal es una realidad es porque así lo habéis querido.

MAYO - 1ª SEMANA

TEMA
BLOG
RESEÑA
La acción transcurre en España
Con el alma prendida a los libros
Libros, exposiciones, excursiones...
LA MALA HIERBA, de Agustín Martínez
LOS DÍAS IGUALES DE CUANDO FUIMOS MALAS, de Inma López Silva
La acción transcurre en cualquier país europeo
Kayena: Negro sobre blanco
Leyendo con Mar
Leyendo con Mar
Libris: retos y lecturas
Mi corazón y yo
Mis lecturas y más cositas
EL ÁNGEL, de Sandrone Dazieri
SECRETOS IMPERFECTOS, de Hjorth & Rosenfeldt
MISTERIO EN BLANCO, de Joseph Jefferson Farjeon
PETIRROJO, de Jo Nesbo
COMO UNA EXTRAÑA, de Rachel Abbott
NOBLEZA OBLIGA, de Donna Leon
La acción transcurre en cualquier continente, excepto el europeo
La Isla de las Mil Palabras
Sueños Prohibidos
Libris: Retos y lecturas
Mis lecturas y más cositas
No solo leo... también sueño 
Juntando más letras
EL MÉTODO 15/33, de Shannon Kirk
B DE BESTIAS, de Sue Grafton
THE LOST ORDER, de Steve Berry
REY DE PICAS, de Joyce Carol Oates
EL EXPRESO DE TOKIO, de Seicho Matsumoto
EL HOMBRE EQUIVOCADO, de John Katzenbach





ABRIL - 5ª SEMANA

TEMA
BLOG
RESEÑA
Es un caso de corrupción
Libris: Retos y lecturas
Mis lecturas y más cositas
El misterio de las letras
ANA, de Roberto Santiago
LA FORMA DEL AGUA, de Andrea Camilleri
LOS CUERPOS EXTRAÑOS, de Lorenzo Silva
La novela ha ganado algún premio
No solo leo... también sueño
Juntando más letras
EL CHICO, de Steve Hamilton
EL DESORDEN QUE DEJAS, de Carlos Montero
La acción transcurre en la antigüedad
Kayena: Negro sobre blanco
La Isla de las Mil Palabras
EL ASESINATO DE PITÁGORAS, de Marcos Chicot
LAS MONEDAS DE LOS 24, de Juan Pedro Cosano




 RESEÑAS ACUMULADAS 
1ª SEMANA
TEMA
BLOG
RESEÑA
La acción transcurre en España
Brownie y sus cosas
Anduriña
Libros en el jardín
La Isla de las Mil Palabras
Libris: Retos y Lecturas
Mi corazón y yo
El escondite de Marycheivis
Una aventura en tu bolsillo
Kayena: Negro sobre blanco
El misterio de las letras
Los libros al sol
No solo leo... también sueño
Leyendo con Mar
Composición XIII
Mis lecturas y más cositas
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
FUL, de Rafa Melero
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
FUL, de Rafa Melero
CRÍMENES EXQUISITOS, de Vicente Garrido y Nieves Abarca
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
OJOS DE AGUA, de Domingo Villar
LA ESCRITORA, de Carmen Conde
MANGUIS, de Paco Gómez Escribano
LA ÚLTIMA LLAMADA, de Empar Fernández
FULde Rafa Melero
LA PLAYA DE LOS AHOGADOS, de Domingo Villar
La acción transcurre en cualquier país europeo.
Brownie y sus cosas
O Meu Cartafol
La Isla de las Mil Palabras
No solo leo... también sueño
Juntando más letras
El escondite de Marychaves
MISTERIO EN BLANCO, de J. Jefferson Farjeon
TRES DÍAS Y UNA VIDA, de Pierre Lemaitre
IRÈNEde Pierre Lemaitre
WILD BOY EL CHICO SALVAJE, de Rob Lloyd Jones
NO ES MI HIJA, de Sophie Hannah
EL INFORME CASABONA, de Sergio Vila
UN LUGAR A DONDE IRde María Oruña

ÁLEX, de Pierre Lemaitre
La acción transcurre en cualquier continente, excepto el europeo.
Composición XIII
De tinta en vena
Leyendo con Mar
Los libros al sol
LOS HOMBRES DE LA GUADAÑA, de John Connolly
REDENCIÓN, de John Hart
SEDA ROJAde Qiu Xiaolong
RECETAS PARA AMAR Y MATAR, de Sally Andrew


2ª SEMANA
TEMA
BLOG
RESEÑA
Es una novela policíaca.
Anduriña
Libros en el jardín
Con el alma prendida a los libros
Mi corazón y yo
De tinta en vena
No solo leo... también sueño
Sueños prohibidos
Brownie y sus cosas
El escondite de Marycheivis
Leyendo con Mar
Los libros al sol
Juntando más letras
La isla de las mil palabras
Mis lecturas y más cositas
TRES MINUTOS DE COLOR, de Pere Cervantes
LA MANIOBRA DE LA TORTUGA, de Benito Olmo
A GRANDES MALESde César Pérez Gellida
FUL, de Rafa Melero
TRES MINUTOS DE COLOR, de Pere Cervantes
TIERRA DE SEPULTURA, de Brian Freeman
EL MURCIÉLAGO, de Jo Nesbo
LOS MUERTOS VIAJAN DEPRISA, de Nieves Abarca y Vicente Garrido
FUL, de Rafa Melero
LA BRIGADA DE ANNE CAPESTAN, de Sophie Hénaff
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
CONTROLARÉ TUS SUEÑOS, de John Verdon
UN LUGAR A DONDE IRde María Oruña
ÁLEX, de Pierre Lemaitre
Es un psicothriller o en la novela se menciona alguna red social.
Composición XIII
Brownie y sus cosas
La Isla de las Mil Palabras
Libros, exposiciones, excursiones...
O Meu Cartafol
La historia en mis libros
Libris, Retos y Lecturas
Kayena: Negro sobre blanco
De tinta en vena
Juntando Más letras

LA SIRENA DE GIBRALTARde Leandro Pérez
TAN TUYO COMO TU MUERTE, de Emili Bayo
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
LA FUERZA DE EROS, de Mª José Moreno
LA PAREJA DE AL LADO, de Shari Lapena
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCAde Eva Gª Sáenz de Urturi
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
CICATRIZ, de Juan Gómez-Jurado
Es una novela de espías
La Isla de las Mil Palabras
La historia en mis libros
Leyendo con Mar
FALCÓde Arturo Pérez-Reverte
EL ESPÍA DEL REY, de José Calvo Poyato
LA ADVERTENCIA DE AMBLERde Robert Ludlum


3ª SEMANA
TEMA
BLOG
RESEÑA
La acción transcurre en una isla
No solo leo... también sueño
Libros en el jardín
Libris: Retos y lecturas
Juntando más letras
Leyendo con Mar
El escondite de Marychaves
O Meu Cartafol
Libros, exposiciones, excursiones...
Composición XIII
Mis lecturas y más cositas
La Isla de las Mil Palabras
El misterio de las letras

Con el alma prendida a los libros
LA ESTRATEGIA DEL PEQUINÉSde Alexis Ravelo
LOS AMORES PERDIDOS, de Miguel de León
NO NOS DEJAN SER NIÑOS, de Pere Cervantes
LA ESTRATEGIA DEL PEQUINÉS, de Alexis Ravelo
QUINCE DÍAS DE NOVIEMBRE, de José Luis Correa
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
IRÈNE, de Pierre Lemaitre
L'ESTACIÓ DE LES PLUGES, de Miquel Horrach
PASAJE DE LAS SOMBRAS, de Arnaldur Idridason
LA ÚLTIMA TUMBAde Alexis Ravelo
NO NOS DEJAN SER NIÑOS, de Pere Cervantes
LA NIEBLA Y LA DONCELLA, de Lorenzo Silva

CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
La acción transcurre en una gran ciudad
Brownie y sus cosas
La Isla de las Mil Palabras
Mi corazón y yo
Libros en el petate
Sueños prohibidos
Libris: Retos y lecturas
El escondite de Marichaves
Leyendo con Mar
No solo leo... también sueño

Juntando más letras
LA MANO QUE TE DA DE COMERde A.J. Rich
LA DETECTIVE MIOPE, de Rosa Ribas
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
EL DÍA QUE SE PERDIÓ LA CORDURA, de Javier Castillo
A GRANDES MALESde César Pérez Gellida
LOS RITOS DEL AGUA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
EL DULCE VENENO DEL JAZZ, de Charlotte Carter
MARGEN DE ERROR, de Berna González Harbour
AL CALOR DEL VERANO, de John Katzenbach

AZUL MARINO, de Rosa Ribas y Sabine Hofmann
La acción transcurre en un ambiente rural
Brownie y sus cosas
De tinta en vena
1 aventura en tu bolsillo
El misterio de las letras
Mi corazón y yo
Kayena: Negro sobre blanco
Libros, exposiciones, excursiones

La historia en mis libros
CAZADORES EN LA NIEVEde José Luis Muñoz
AGUACERO, de Luis Roso
LA RATONERA, de Agatha Christie
EL ASESINATO DE ROGER ACKROYD, de Agatha Christie
EL GRAN FRÍO, de Rosa Ribas y Sabine Hofmann
UN LUGAR A DONDE IRde María Oruña
UN LUGAR A DONDE IR, de María Oruña
EL LADRÓN DE VÍRGENES, de David de Juan Marcos

AGUACERO, de Luis Roso


4ª SEMANA
TEMA
BLOG
RESEÑA
El protagonista es un detective
Composición XIII 
Anduriña 
La Isla de las Mil Palabras      
Leyendo con Mar 
Sueños prohibidos 
Libris: Retos y lecturas         
No solo leo... también sueño
Libros en el petate 
El escondite de Marychaves
Con el alma prendida a los libros
Mis lecturas y más cositas
O meu Cartafol
El misterio de las letras
Mi corazón y yo                       
EL PECADO DE MAMA BAYOU, de Joaquín Guerrero-Casasola
LA SIRENA DE GIBRALTARde Leandro Pérez
LA SIRENA DE GIBRALTAR, de Leandro Pérez
EL GUSANO DE SEDA, de Robert Galbraith
A DE ADULTERIO, de Sue Grafton
DEMASIADO RUIDO, de José Javier Abasolo
LA SIRENA DE GIBRALTAR, de Leandro Pérez
EL HEREDERO DEL DIABLO, de José Luis Caballero
EL ASESINO DEL ACANTILADO, de Antonio Manzanera
A MENOS DE CINCO CENTÍMETROSde Marta Robles
LÁGRIMAS EN LA LLUVIA, de Rosa Montero
LA SIRENA DE GIBRALTAR, de Leandro Pérez
TATUAJE, de Manuel Vázquez Montalbán

EL ASESINO DEL ACANTILADO, de Antonio Manzanera
Uno de los personajes es abogado
Libris: Retos y lecturas
Brownie y sus cosas
La Isla de las Mil Palabras
Leyendo con Mar
Sueños Prohibidos
Los libros al sol

Juntando más letras
EL EXTERMINIOde Jim Thompson
DON DE LENGUAS, de Rosa Ribas y Sabine Hofmann
LOS DÍAS IGUALES DE CUANDO FUIMOS MALASde Inma López Silva
EL INOCENTE, de Michael Connelly
ANA, de Roberto Santiago
TIENES HASTA LAS 10, de Francisco de Castro

EL JURADO NÚMERO 10, de Reyes Calderón
Uno de los personajes es una "femme fatale"
Mi corazón y yo
Libros, exposiciones, excursiones...
El misterio de las letras
Kayena: Negro sobre blanco

Brownie y sus cosas



5ª SEMANA

TEMA
BLOG
RESEÑA
Es un caso de corrupción

El escondite de Marychaves
La Isla de las Mil Palabras
Leyendo con Mar 
Juntando más letras
                      
TRES MINUTOS DE COLORde Pere Cervantes
DIARIO DE DIEZ LUNAS. de Carmen Garijo
EL EXPEDIENTE CANAIMA, de Reyes Calderón
CREMATORIO, de Rafael Chirbes
La novela ha ganado algún premio
Libris: Retos y lecturas
Mi corazón y yo
Los libros al sol
LA BRIGADA DE ANNE CAPESTANde Sophie Hènaff
IRÈNE, de Pierre Lemaitre
RECURSOS INHUMANOS, Pierre Lemaitre
La acción transcurre en la antigüedad
.
.






RESEÑAS POR NOVELAS/EDITORIALES
BLOG
NOVELA
EDITORIAL
Brownie y sus cosas
LA NOCHE DE LA ENCRUCIJADA, de Georges Simenon
ACANTILADO
Leyendo con Mar
QUINCE DÍAS DE NOVIEMBRE, de José Luis Correa
ALBA
La Isla de las Mil Palabras
Leyendo con Mar
O Meu Cartafol
Libris: Retos y lecturas
Mi corazón y yo
No solo leo... también sueño
Los libros al sol
Kayena: Negro sobre blanco
Mis lecturas y más cositas
FALCÓde Arturo Pérez-Reverte
LA BRIGADA DE ANNE CAPESTAN, de Sophie Hénaff
IRÈNE, de Pierre Lemaitre
LA BRIGADA DE ANNE CAPESTANde Sophie Hènaff
IRÈNE, de Pierre Lemaitre
WILD BOY EL CHICO SALVAJE, de Rob Lloyd Jones
RECURSOS INHUMANOS, Pierre Lemaitre
EL ÁNGELde Sandrone Dazieri
REY DE PICAS, de Joyce Carol Oates
ALFAGUARA
Anduriña
La Isla de las Mil Palabras
Anduriña
Mi corazón y yo
De tinta en vena
El escondite de Marycheivis
No solo leo... también sueño
Juntando más letras
El escondite de Marychaves
Composición XIII
FUL, de Rafa Melero
FUL, de Rafa Melero
TRES MINUTOS DE COLOR, de Pere Cervantes
FUL, de Rafa Melero
TRES MINUTOS DE COLOR, de Pere Cervantes
FUL, de Rafa Melero
LA ESTRATEGIA DEL PEQUINÉSde Alexis Ravelo
LA ESTRATEGIA DEL PEQUINÉS, de Alexis Ravelo
TRES MINUTOS DE COLORde Pere Cervantes
FULde Rafa Melero
ALREVÉS
Juntando más letras
CREMATORIO, de Rafael Chirbes
ANAGRAMA
No solo leo... también sueño
TIERRA DE SEPULTURA, de Brian Freeman
CÍRCULO DE LECTORES
La Isla de las Mil Palabras
La Isla de las Mil Palabras
Mis lecturas y más cositas
LA DETECTIVE MIOPE, de Rosa Ribas
IRÈNEde Pierre Lemaitre
ÁLEX, de Pierre Lemaitre
DEBOLSILLO
El escondite de Marychaves
La isla de las mil palabra
Mi corazón y yo
Kayena: Negro sobre blanco
El misterio de las letras
El misterio de las letras
EL INFORME CASABONA, de Sergio Vila
UN LUGAR A DONDE IRde María Oruña
UN LUGAR A DONDE IRde María Oruña
UN LUGAR A DONDE IR, de María Oruña
LA NIEBLA Y LA DONCELLA, de Lorenzo Silva
LOS CUERPOS EXTRAÑOS, de Lorenzo Silva
DESTINO
Juntando más letras
Kayena: Negro sobre blanco
NO ES MI HIJA, de Sophie Hannah
EL ASESINATO DE PITÁGORASde Marcos Chicot
DUOMO ED.
Mis lecturas y más cositas
LA ÚLTIMA TUMBAde Alexis Ravelo
EDAF
Los libros al sol
Brownie y sus cosas
La historia en mis libros
Libris: Retos y lecturas
De tinta en vena
Libros en el petate
El escondite de Marychaves
Juntando más letras
La Isla de las Mil Palabras
La historia en mis libros
No solo leo... también sueño
Leyendo con Mar
Mi corazón y yo
La Isla de las Mil Palabras
Juntando más letras
LA ESCRITORA, de Carmen Conde
LOS MUERTOS VIAJAN DEPRISA, de Nieves Abarca y Vicente Garrido
EL ESPÍA DEL REY, de José Calvo Poyato
NO NOS DEJAN SER NIÑOS, de Pere Cervantes
AGUACERO, de Luis Roso
EL HEREDERO DEL DIABLO, de José Luis Caballero
EL ASESINO DEL ACANTILADO, de Antonio Manzanera
CICATRIZ, de Juan Gómez-Jurado
NO NOS DEJAN SER NIÑOS, de Pere Cervantes
AGUACERO, de Luis Roso
AL CALOR DEL VERANO, de John Katzenbach
EL INOCENTE, de Michael Connelly
EL ASESINO DEL ACANTILADO, de Antonio Manzanera
EL MÉTODO 15/33de Shannon Kirk
EL HOMBRE EQUIVOCADO, de John Katzenbach
EDICIONES B
El misterio de las letras
EL ASESINATO DE ROGER ACKROYD, de Agatha Christie
EL PAÍS
No solo leo... también sueño
Libris: Retos y lecturas
MANGUIS, de Paco Gómez Escribano
DEMASIADO RUIDO, de José Javier Abasolo
EREIN
Mi corazón y yo
Con el alma prendida a los libros
Kayena: Negro sobre blanco
Juntando más letras
A MENOS DE CINCO CENTÍMETROSde Marta Robles
A MENOS DE CINCO CENTÍMETROSde Marta Robles
A MENOS DE CINCO CENTÍMETROSde Marta Robles
EL DESORDEN QUE DEJAS, de Carlos Montero
ESPASA
Los libros al sol
RECETAS PARA AMAR Y MATAR, de Sally Andrew
GRIJALBO
Libros, exposiciones, excursiones
EL LADRÓN DE VÍRGENES, de David de Juan Marcos
HARPER COLLINS
Libros, exposiciones, excursiones...
L'ESTACIÓ DE LES PLUGES, de Miquel Horrach
IFEELBOOK
Composición XIII
EL PECADO DE MAMA BAYOU, de Joaquín Guerrero-Casasola
LENGUA DE TRAPO
No solo leo... también sueño
EL EXPRESO DE TOKIO, de Seicho Matsumoto
LIBROS DEL ASTEROIDE
Mi corazón y yo

El escondite de Marycheivis

Kayena: Negro sobre blanco
La Isla de las Mil Palabras
Libros, exposiciones, excursiones
LUMEN
Brownie y sus cosas
MAEVA
Juntando más letras
La Isla de las Mil Palabras
EL JURADO NÚMERO 10, de Reyes Calderón
LAS MONEDAS DE LOS 24, de Juan Pedro Cosano
MARTÍNEZ ROCA
De tinta en vena
No solo leo... también sueño
REDENCIÓN, de John Hart
EL CHICOde Steve Hamilton
PÀMIES
Brownie y sus cosas

Libros en el jardín

Una aventura en tu bolsillo

Composición XIII
Los libros al sol

La historia en mis libros

Anduriña
La Isla de las Mil Palabras
No solo leo... también sueño
Libris: Retos y lecturas

Libris: Retos y lecturas
Sueños Prohibidos
O meu Cartafol
El misterio de las letras
Libris: Retos y lecturas
Leyendo con Mar
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
LA SIRENA DE GIBRALTARde Leandro Pérez
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
LA SIRENA DE GIBRALTARde Leandro Pérez
LA SIRENA DE GIBRALTAR, de Leandro Pérez
LA SIRENA DE GIBRALTAR, de Leandro Pérez
EL SILENCIO DE LA CIUDAD BLANCAde Eva Gª Sáenz de Urturi
LOS RITOS DEL AGUA, de Eva Gª Sáenz de Urturi
ANA, de Roberto Santiago
LA SIRENA DE GIBRALTAR, de Leandro Pérez
TATUAJE, de Manuel Vázquez Montalbán
ANAde Roberto Santiago
SECRETOS IMPERFECTOS, de Hjorth & Rosenfeldt
PLANETA
Libros en el jardín
Con el alma prendida a los libros
LOS AMORES PERDIDOS, de Miguel de León
LA MALA HIERBAde Agustín Martínez
PLAZA & JANÉS
Composición XIII
Libris: Retos y lecturas
Libros, exposiciones, excursiones...
El misterio de las letras
Leyendo con Mar
Leyendo con Mar
Libris: Retos y lecturas
PASAJE DE LAS SOMBRAS, de Arnaldur Idridason
EL EXTERMINIOde Jim Thompson
EL CARTERO SIEMPRE LLAMA DOS VECES, de James M. Cain

EL CARTERO SIEMPRE LLAMA DOS VECES, de James M. Cain
EL EXPEDIENTE CANAIMA, de Reyes Calderón
MARGEN DE ERROR, de Berna González Harbour
PETIRROJO, de Jo Nesbo
RBA
Juntando más libros
CONTROLARÉ TUS SUEÑOS, de John Verdon
ROCA EDITORIAL
Sueños prohibidos
EL MURCIÉLAGO, de Jo Nesbo
ROJA Y NEGRA
O Meu Cartafol
Leyendo con Mar
Mis lecturas y más cositas
TRES DÍAS Y UNA VIDA, de Pierre Lemaitre
EL GUSANO DE SEDA, de Robert Galbraith
LA FORMA DEL AGUA, de Andrea Camilleri
SALAMANDRA
Mis lecturas y más cositas
Mis lecturas y más cositas
LÁGRIMAS EN LA LLUVIA, de Rosa Montero
NOBLEZA OBLIGA, de Donna Leon 
SEIX BARRAL
Brownie y sus cosas
El misterio de las letras
Leyendo con Mar
Brownie y sus cosas
Mis lecturas y más cositas
El escondite de Marichaves
Juntando más letras
Leyendo con Mar
Mi corazón y yo
MISTERIO EN BLANCO, de J. Jefferson Farjeon
OJOS DE AGUA, de Domingo Villar
EL GRAN FRÍO, de Rosa Ribas y Sabine Hofmann
DON DE LENGUAS, de Rosa Ribas y Sabine Hofmann
LA PLAYA DE LOS AHOGADOS, de Domingo Villar
EL DULCE VENENO DEL JAZZ, de Charlotte Carter
AZUL MARINO, de Rosa Ribas y Sabine Hofmann
MISTERIO EN BLANCO, de Joseph Jefferson Farjeon
COMO UNA EXTRAÑA, de Rachel Abbott
SIRUELA
Con el alma prendida a los libros
Libros en el jardín
La Isla de las Mil Palabras
O Meu Cartafol
Mi corazón y yo
Libros en el petate
El escondite de Marychaves
La Isla de las Mil Palabras
Kayena: Negro sobre blanco
De tinta en vena
Sueños prohibidos
Con el alma prendida a los libros
Los libros al sol
A GRANDES MALESde César Pérez Gellida

LA MANIOBRA DE LA TORTUGA, de Benito Olmo
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
LA PAREJA DE AL LADO, de Shari Lapena
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
EL DÍA QUE SE PERDIÓ LA CORDURA, de Javier Castillo
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
DIARIO DE DIEZ LUNAS. de Carmen Garijo
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
A GRANDES MALESde César Pérez Gellida
CÍRCULOS, de Manuel Ríos San Martín
TIENES HASTA LAS 10, de Francisco de Castro
SUMA DE LETRAS
Composición XIII

Sueños prohibidos
Leyendo con Mar
Sueños prohibidos
LOS HOMBRES DE LA GUADAÑA, de John Connolly
A DE ADULTERIO, de Sue Grafton
SEDA ROJAde Qiu Xiaolong
B DE BESTIAS, de Sue Grafton
TUSQUETS
.
.
.
Leyendo con Mar
LA ADVERTENCIA DE AMBLERde Robert Ludlum
UMBRIEL
Libris: Retos y Lecturas
Leyendo con Mar
Brownie y sus cosas
Libros, exposiciones, excursiones...
Brownie y sus cosas
CRÍMENES EXQUISITOS, de Vicente Garrido y Nieves Abarca
LA ÚLTIMA LLAMADA, de Empar Fernández
TAN TUYO COMO TU MUERTE, de Emili Bayo
LA FUERZA DE EROS, de Mª José Moreno
CAZADORES EN LA NIEVEde José Luis Muñoz
VERSÁTIL
1 aventura en tu bolsillo
LA RATONERA, de Agatha Christie
VICENS VIVES